Justos pagando por pecadores

10/02/2019 Diario Perú.21 (Perú)

Un automóvil se puede usar en el asalto de un banco. Los maleantes escapan en su interior. Imagínese que, usando una lógica aparentemente impecable, el jefe de la Policía da una “idea brillante”: si prohibimos que en un auto viaje más de un pasajero se reducirán los asaltos, pues subirá el costo de escapar...

Visualizar columna de opinión

This entry was posted in Publicaciones Bookmark the permalink .

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *